Escrito por

La salud de los Aries

Los Aries son apasionados, voluntariosos, protectores y muy cálidos. Su problema es que ponen tanta energía en aquello que emprenden que suelen cansarse enseguida debido a la ansiedad que les produce, así que es un gran emprendedor pero no suele terminar aquello que comienza. Le gusta el cambio, no tener que actuar con tranquilidad y paciencia.

En cuanto a la salud, el nacido bajo el signo de Aries tiende a no tomarse en serio la enfermedad que pueda padecer. Sus ansias de movimientos son tan grandes que prefiere pasar cualquier obstáculo por alto.

Si bien es cierto que ese carácter suyo tan activo le ayuda en la recuperación, debería tener en cuenta que también es importante cuidarse y esperar el tiempo que haga falta si la convalecencia lo requiere, pues así se evitan las recaídas. A los Aries no les suele gustar seguir las recomendaciones de los que están alrededor, aunque sepan que sólo buscan su bienestar.

Los puntos débiles de este signo del Zodiaco son los ojos, los oídos, los senos nasales, los nervios, las muelas, las migrañas, los trastornos cutáneos y la tensión arterial.

Por otra parte, y dependiendo del Ascendente que lo acompañe, encontramos ciertas variantes

Aries Ascendente Aries: Este sujeto es incansable y muy resistente ante la enfermedad. Aunque tiene tendencia a padecer otitis, conjuntivitis, sinusitis y migrañas, suele recuperarse enseguida sin mayor complicación.

Aries Ascendente Tauro: Debe cuidarse de las corrientes de aire para evitar molestias derivadas de ellas, como la inflamación de las amígdalas. También presenta cierta debilidad en los riñones y en la columna vertebral.

Aries Ascendente Géminis: En este caso el punto débil son los pulmones y las manos, las cuales tienen bastante posibilidades de ser víctimas de accidentes.

Aries Ascendente Cáncer: Este sujeto es un apasionado de la comida, así que debe cuidarse de no cometer excesos pues sus problemas vienen derivados por el aumento del colesterol, el cual puede producirle problemas vasculares.

Aries Ascendente Leo: Es propenso a sufrir enfermedades oculares y a no decir ni una palabra sobre ello. Ha de vigilar de cerca su tensión arterial, por probables subidas inesperadas, y su nivel de grasa en la sangre.

Aries Ascendente Virgo: Sufre sobre todo trastornos psicosomáticos y, gracias a la influencia de Virgo, no tiene problemas en ir al médico a consultar.

Aries Ascendente Libra: El signo de Libra aporta tranquilidad al apasionado Aries, así que tendrá menos tendencia a los accidentes causados por la excesiva agitación.

Aries Ascendente Escorpio: Este nativo sufrirá, sobre todo, de la aparición de alergias.

Aries Ascendente Sagitario: Con este ascendente, el sujeto Aries padecerá problemas circulatorios y será propenso a las intoxicaciones por alimentos.

loadInifniteAdd(44636);

Aries Ascendente Capricornio: Capricornio modera los excesos de este signo de fuego, pero tiende entonces a somatizar los nervios que no saca al exterior, produciéndole dolores de cabeza o reacciones cutáneas, por ejemplo.

Aries Ascendente Acuario: Tendrá como puntos débiles el corazón y el sistema nervioso. Le vendrá bien alimentarse saludablemente y practicar ejercicio.

Aries Ascendente Piscis: Con esta ascendencia, el sujeto buscará la solución a sus enfermedades en las ciencias ocultas, lo cual no le ayudará en absoluto. Tiene que reconocer su participación responsable y buscar sus propias soluciones para mejorar su salud.