Escrito por

La luna llena y el parto: cómo influye

No es ningún secreto que entre la luna y la mujer existe una relación muy estrecha. Pero, ¿sabías de la relación entre la luna llena y el parto: cómo influye el astro más femenino del cosmos en la etapa más especial de la vida de una mujer? Te lo contamos.

Cómo influye la luna llena en el parto

Es reconocido por la ciencia que la Luna ejerce una influencia vital en nuestras vidas. La luna determina las mareas y, a fin de cuentas, los seres humanos somos agua. No olvides tampoco que todo cuanto hay en el universo, incluyendo a los seres humanos, somos polvo de estrellas. Tal vez mientras estás leyendo esto te muestres un poco incrédula, pero no es una leyenda, es la realidad y los científicos lo saben.

las-lunas-llenas-y-los partos-embarazada-en-el-mar

Seguramente hayas escuchado que la luna influye en nuestra menstruación. Desde la antigüedad las mujeres han sabido del poder que la luna tiene en su ciclo menstrual hasta el punto de que la ovulación puede verse alterada por el vaivén de la luna y es que este mismo ciclo lunar es similar al ciclo femenino.

Ahora si estás embarazada, una de tus principales preocupaciones será sin duda el momento del parto. Como ya has imaginado a lo largo de estas líneas, la influencia de la luna también se manifestará en el momento del alumbramiento. ¿Quieres saber cómo? Sigue leyendo. Porque la luna puede incluso determinar en qué fecha nacerá tu hijo. Como anticipo te diremos que hay más partos cuando la luna se encuentra en la fase plena o, lo que es lo mismo, cuando tenemos luna llena.

En cuanto a la explicación de cómo influye la luna en el embarazo y el parto la respuesta la encontramos en un elemento que mencionamos casi al comienzo de este artículo: el agua. Y es que el influjo de la luna en el agua está probado y, en el cuerpo de la mujer embarazada el porcentaje de agua es muy elevado, mayor aún que en la mujer no gestante. No olvidemos que nuestro bebé se encuentra flotando en el líquido amniótico, en definitiva, agua.

La fase lunar que más repercusión suele tener en los partos es la luna llena. Se dice que la mayoría de los partos tienen lugar en luna llena, aunque no todos como veremos más adelante. Los partos que suceden durante la luna llena, sin embargo, suelen ser partos lentos y pueden darse algunas complicaciones.

las-lunas-llenas-y-los partos-embarazada-en-arbol

No obstante, no te alarmes, porque esto no significa ni mucho menos que porque tu bebe nazca en luna llena vayas a tener un mal parto, pero sí que según las estadísticas, los partos lentos y complicados, se suceden, en mayor cantidad en luna llena.

También son propios de la luna llena los partos inesperados y prematuros. De aquí precisamente que los partos sean más lentos y difíciles, ya que si un parto se presenta antes de tiempo, el cuerpo de la mujer aún no estará preparado para afrontar el alumbramiento, debido a que el cuello del útero todavía no está acomodado para el parto.

Cómo influyen otras fases lunares en el parto

Esto es lo que sucede en luna llena donde es verdad que se da un mayor número de partos y que, muchas veces prematuros e inesperados, son partos largos, lentos y complicados porque el cuello del útero femenino no está listo para dejar salir el cuerpo del bebé.

Pero también durante el resto de fases lunares se producen alumbramientos y, cada fase, suele presentar unas características particulares. Veamos cuáles son estas.

Partos en luna menguante

las-lunas-llenas-y-los partos-luna-menguante

De las fases lunares la luna menguante es la más complicada para dar a luz. La buena noticia es que no es una luna con muchos partos. La parte mala es que los partos en esta etapa tienden a ser muy lentos y complicados, en especial cuando se trata del último día antes de la luna nueva. Se dice que la expulsión de la placenta en estos partos es lenta y dificultosa. A menudo es necesario recurrir a cesárea.

Partos en luna nueva

En luna nueva los partos son mucho más rápidos y tranquilos que en las lunas anteriores. La expulsión del feto y de la placenta suele ser rápida y sin complicación. Los partos naturales son más numerosos cuando estamos en luna nueva.

las-lunas-llenas-y-los partos-luna-nueva

Partos en luna creciente

Dicen las estadísticas que los partos que tienen lugar durante la fase de luna creciente son ideales. Es, por lo tanto, la mejor fase lunar para alumbrar a nuestro hijo. Es así porque se supone que el cuerpo ha tenido tiempo de pasar por todas las etapas del parto y está perfectamente preparado para el momento cumbre.

las-lunas-llenas-y-los partos-luna-creciente

Si estás embarazada y ya cogiste un calendario para ver en qué fecha te toca dar a luz y viste que corresponde con luna llena o menguante, no te alarmes. Esto solo son algunas estadísticas y, si bien la influencia lunar está demostrada en el funcionamiento de nuestro cuerpo, tampoco es una regla confirmada que los partos respondan de esta manera ante las lunas. Como popularmente se dice, no existe evidencia científica del influjo de la luna en el alumbramiento.

La regla segura para garantizar tu bienestar y el de tu bebe es ponerte en manos de un buen profesional que os vaya guiando en el momento del parto y controlando que el proceso tenga lugar correctamente. Y, por supuesto, llevar una vida saludable durante todo el embarazo. La salud de la madre será un factor determinante para el buen desarrollo del embarazo y facilitará mucho la consecución de un parto exitoso.

Ahora ya sabes la relación entre la luna llena y el parto y cómo influye esta en los nacimientos.

Otros artículos recomendados son: Un aborto en tus sueños – Qué significa soñar con un aborto o abortar y Método para predecir el sexo del bebe. Calendario lunar

Fotos de La luna llena y el parto

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos